Diseño. Qué facil es ser diseñador

Voy a escribir acerca del típico-tópico: Diseñador: hace dibujitos, escoge colores. Yo también puedo.

Me viene a la cabeza esto, porque uno de nuestros últimos proyectos creíamos que nunca lo íbamos a terminar. Una web que podría haber estado terminada en un par de meses, nos llevó casi 8. No voy a decir cuál, pero es que… Le dan ganas a uno de cambiar de profesión!!!!

La cosa fue así:
- propuesta de diseño, -no me gusta ese color, quiero los textos más grandes, pon aquí una foto….
- otra propuesta de diseño, -no me convence, ¿por qué no combinas esta cabecera con la foto como estaba en la anterior propuesta?
- Y así un largo ir y venir de propuestas, cambios, más cambios, combinaciones (algunas imposibles), discusiones, explicaciones…

Parecía imposible llegar a un acuerdo con el cliente, una vez más entramos en la cuestión de siempre, “para gustos los colores”…. Creo que ya todos sabemos lo duro que es conseguir un resultado que satisfaga tanto al cliente como al diseñador, verdad?

Entonces se te plantea el gran dilema: ¿sigo peleando por conseguir un buen resultado o lo dejo por imposible, hago el trabajo a gusto del consumidor, cobro y me olvido?

A veces me gustaría dedicarme a otra cosa. El diseñador, a diferencia del programador, por ejemplo (valdría un fontanero, carpintero, modista…), tiene un gran hándicap: El programador hace su trabajo, si todo funciona bien, nadie dice nada, pero ay! cuando el diseñador hace su trabajo, diseñar…. Eso lo hace cualquiera!!!!!

Todo el mundo cree que está cualificado para escoger los colores, tamaños, formatos, etc de los elementos de su web. El cliente quiere una web a su gusto y todavía hoy nos encontramos con el cliente que diseña… Y luego vemos lo que vemos por la red…

5 Respuestas

  1. pancho Says:

    Mee ha llevado varios disgutos y perder clientes pero ya no me da reparo aunque no cobre en decirle al cliente que no opine que para algo me paga sino que lo haga el mismo. Si solo pretendemos cobrar y dejar que el cliente diseñe pues nos merecemos este trato o han visto un arquitecto que saque una habitación entre el baño y el comedor solo porque al cliente le gusta, pues no!.

  2. Martin Says:

    Bueno a veces no es facil decirle algo asi al cliente, pero coincido con Pancho, de que despues de las indicaciones logicas de como quiere la web debe dejaros hacer su trabajo.

    A mi tambien me paso de entrar en proyectos de 3 meses y que terminen al año. La verdad que no rinde y menos si cobras por proyecto.
    Algo que es dificil de hacerle de entender al cliente es que mas alla del diseño/ colores y un bonito template lo que premia en la web es tener contenido de calidad, y cuanto antes mejor, aparecer en las busquedas…Eso mucho mas importante que estar pasando meses sin tener la web colgada por este tipo de letra que no va, ese color que hay que cambiar…

  3. admin Says:

    Estoy de acuerdo, pero cuando hay varios miles de euros de por medio… O te sobra la pasta o eres un sobrao…

    Lamentablemente yo no pertenezco a ninguno de estos dos grupos, de modo que muchas veces toca negociar, discutir, intentar hacer entrar en razón.. y si el cliente en cuestión es testarudo… Proyecto para la caja de Pandora, NO ABRIR!

    Como siempre intentamos ser prácticos… Quién sabe, estos trabajos pueden reciclarse y utilizarlos como ejemplo para clases de diseño:
    “LO QUE NO SE DEBE HACER”

  4. Asier3d Says:

    Tienes toda la razón, de hecho eso me esta haciendo plantearme seriamente otra alternativa profesional (algún dia)
    La cosa puede empeorar aun más cuando el cliente va a tu oficina para “ver”. Se sienta detras tuyo (con el consiguiente mal rollo de oir si aliento tras de ti como un depredador) y, cuando se da cuenta de la multitud de posibilidades de repente se ha convertido en titiritero:
    - “Ponme ese color más claro… un poco más…un poco más…un poco más… volvamos a la segunda opción… esa letra “tumbada” tumbamela más”

    La cosa es peor en 3d. Cuando te ven rotar la cámara flipan y ya se creen que están en el coche fantástico:
    “Constructor – Vamos a verlo de más abajo… un poco más… un poco menos. Gira a la derecha… ¡Ahí!¡Me llevo ésta! Me lo puedes grabar en un CD?

    Asier3d – Pero… es una vista de pantalla. Falta hacer el render…

    Constructor – Oye, mira, tengo mucha prisa. No entiendo lo que me dices. Grábame esto que los diseñadores me estan metiendo prisa con la valla.”

    Pantallazo y a imprenta!! (completamente verídico) XD

  5. Andreu Says:

    La verdad es que es triste pero real. Quién no ha tenido un cliente que tiene un sobrino diseñador, o algo así, y te viene con los “logos” o montajes del sobrino para que lo incluyas en su publicidad…
    Lo mejor es tratarlo con humor, hace tiempo vi por la web un foro donde cada una contaba sus aventuras con los clientes, es para morirse.